José Aguilar, el carácter dinámico de la dirección

José Aguilar se ha mostrado como uno de los pensadores más críticos con las visiones estáticas y estereotipadas del liderazgo. Los perfiles directivos evolucionan con las mismas organizaciones y sociedades en las que ejercen su actividad. Los líderes asumen el protagonismo que les compete y definen el tiempo que viven, pero simultáneamente cada coyuntura de negocio, cada momento histórico, forja a sus propios líderes.

De hecho, Aguilar se ha convertido en uno de los autores de referencia no sólo para las personas que quieren formarse al acceder a posiciones directivas, sino también para directivos que quieren re-formarse con vistas a seguir ejerciendo su liderazgo en entornos diferentes. En sus publicaciones aparece frecuentemente la idea de que un directivo que ha tenido excelentes desempeños en un momento de su carrera, puede aportar un valor muy diferente en un contexto de negocio distinto. Como afirma en ocasiones, “el éxito pasado no es garantía de éxito futuro”.

En este sentido, Aguilar ha centrado parte de su actividad en estudiar y promover metodologías eficaces para la gestión del cambio. La transformación de las organizaciones ha sido muy estudiada desde el punto de vista de la ingeniería de procesos y de la adaptación de las estructuras a nuevas variables de entorno. Aguilar pone el foco en las competencias nuevas que demanda un tiempo nuevo. Por eso, el cambio en las estructuras organizativas debe ir precedido, acompañado y seguido por un cambio en las personas, a través de procesos de aprendizaje activo.

Una de sus aportaciones en este sentido consiste en ayudar a las organizaciones a definir sus estrategias ante los cambios a los que se enfrentan. De una manera sintética pero al mismo tiempo muy práctica, plantea que hay dos formas de transformar a una organización: o cambiar de personas, o cambiar a las personas. Como señala Aguilar, en algunos entornos (sobre todo, en países anglosajones) se opta preferentemente por la primera posibilidad. Son mercados laborales muy dinámicos que propician la rotación en posiciones directivas. Otras culturas son más propicias a la estabilidad laboral, y deben centrarse por tanto en estrategias que ponen el énfasis en cambiar a las personas, mediante procesos que les ayuden a redefinir su perfil profesional, dentro de una misma organización.

Esta reflexión enlaza con otros de los campos de investigación preferidos de José Aguilar: la gestión del compromiso. Su propuesta es que el éxito de una organización depende de la calidad de las relaciones que es capaz de construir. Lo importante no es el número de clientes o de empleados, ni siquiera el tiempo en el que unos y otros permanecen vinculados a la empresa. Las nuevas tendencias en gestión del compromiso se centran en el valor que aportan los diferentes grupos de interés, durante el tiempo (poco o mucho) que dure su relación con la empresa.

Para profundizar en estas y otras propuestas de Aguilar vale la pena leer sus aportaciones, muchas de ellas en colaboración con Javier Fernández Aguado, en libros como: ‘La Ética en los negocios’, ‘Management español: los mejores textos’, ’La gestión del cambio’, ‘Will Management. ‘La gestión de la voluntad organizativa’, ‘En busca del compromiso. Cómo comprometer a las personas con el proyecto empresarial’, ‘Forjadores de líderes’, ‘En clave de talento’, ‘Liderazgo humanista y de servicio’, ‘Crecer después de una crisis’, ‘Claves del Management’ y ‘Humanismo empresarial y calidad directiva’.

Shares

, , ,

Los comentarios están deshabilitados.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This