El factoring reduce actividad en 2014

La Asociación Española de Factoring (AEF), ha presentado sus resultados correspondientes al 2014. Alcanza un volumen de cesiones de 113.000 millones de euros, lo que supone un leve descenso en la actividad si la compramos con un año antes.

Las razones que argumenta su presidente, Carlos Olivares, son “la disminución del stock de crédito consecuencia de la crisis” a lo que debemos sumar las medidas regulatorias, que han tenido su impacto en la actividad.

IMG_7417

Entre ellas, menciona la mal llamada Ley de Morosidad. Una medida que califican como positiva, ya que propicia un “negocio mucho más claro y con reglas de juego más coherentes”. Sin embargo, la realidad es que la Administración sigue pagando fuera de plazo, aunque sí han observado una reducción en los periodos.

Importante relación con el PIB

Con las cuentas sobre la mesa, la AEF se muestra optimista y es que hoy el factoring representa el 15,22% del PIB español. Aunque bien es cierto que se sigue observando una evolución mejor del negocio fuera de nuestras fronteras. Y es que, el factoring nacional se comporta peor que el internacional, con un retroceso del 2% frente a un incremento del 5%, respectivamente.

Por sectores de actividad, dentro del volumen de cesiones en 2014 destacan, en primer lugar el de la Producción y Distribución de Energía, Electricidad, Gas y Agua, con un incremento de más del 33% y en segundo lugar, el de Industrias manufactureras, cuya actividad se incrementa casi un 20%.

En el lado opuesto, el de las reducciones más significativas, tendríamos las Industrias Extractivas (-53,12%) y la Peca (-45,37%).

Perspectivas para 2015

2015 será bueno. Para realizar esta afirmación se apoyan en un dato: que se está incrementando la demanda de crédito solvente y eso, a juicio de Carlos Olivares, es “muy relevante para el crecimiento de la economía”. Parece que la actividad se está reactivando, por lo que se muestran optimistas con lo que se refiere a este ejercicio.

Sin embargo, tienen importantes retos por delante. Entre ellos, seguir apostando por la innovación, en donde tiene una especial mención la factura electrónica, que debe “buscar formatos uniformes”. Apostar por la transparencia, con lo que “se incrementa la competencia”. Y, en tercer lugar, su apuesta pasa por acercar sus productos al segmento de las PYMES.

Y para terminar, una reivindicación por parte del presidente de la AEF. Ha destacado que “en los últimos años se ha desatado un auténtico fervor por la financiación tradicional” y también han surgido fórmulas alternativas. Algo positivo, ya que asegura que “cuantas más fórmulas existan, será mejor para la economía”. Sin embargo, pide que no se olviden de las fórmulas tradicionales como el factoring, que “hoy representa el 80% de la facturación del circulante en España”.

Shares

, , , , , , , , , ,

Los comentarios están deshabilitados.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This