Aumenta la facturación de las empresas de recobro en 2015, según DBK Informa

Las empresas de recobro aumentarán su facturación hasta los 575 millones de euros en 2015, un 10,6 % más que en el año pasado, según un estudio publicado por la consultora DBK Informa.

El Observatorio Sectorial DBK de Informa D&B, afirma que las empresas de gestión de impagados alcanzaron en 2014 un volumen de negocio de 520 millones de euros. Después de cuatro años cayendo, contabilizaron un crecimiento del 9,5%.

Por su parte, la cartera de deuda impagada gestionada por empresas especializadas alcanzó un valor de 135.000 millones de euros en 2014, lo que supuso un aumento del 17,4%. El incremento del número de operaciones de compraventa de carteras y la posterior externalización de su gestión contribuyeron a que siguiera aumentando la actividad de las compañías del sector.

La mejora de la calidad crediticia de la deuda nueva y la menor dificultad para el cobro, permitieron que el importe recuperado por las empresas del sector volviera a crecer, hasta alcanzar los 10.600 millones de euros. Por su parte, la tasa de recuperación se situó en promedio en el 7,9% en 2014, dos décimas más que el año anterior.

En 2014 se observó una mejora en los indicadores de morosidad, a pesar de mantenerse aún en niveles elevados. El valor total de los préstamos de dudoso cobro de las entidades financieras se situó en 172.602 millones de euros, un 12,5% menos que en el año anterior. Por su parte, el ratio de morosidad se redujo en más de un punto porcentual, hasta el 12,51%.

La cartera de deuda gestionada por empresas especializadas sigue creciendo a buen ritmo, estimándose que al cierre de 2015 se mantendrá la tasa de variación de dos dígitos, pudiendo alcanzar un valor de alrededor de 160.000 millones de euros. El porcentaje de recuperación también mantendrá la tendencia al alza, incidiendo positivamente en el volumen de negocio de las empresas del sector.

Al final de 2014 se identificaban unas 850 empresas dedicadas a esta actividad. El incremento de los ingresos, la menor dificultad para la recuperación, la mejora de la rentabilidad y la aparición de oportunidades de negocio a raíz de la venta de paquetes de deuda por entidades financieras son algunos de los factores que han motivado un aumento del número de empresas.

El sector sigue caracterizándose por una gran desintegración, estando compuesto en su mayor parte por numerosas empresas de pequeño y mediano tamaño, con un ámbito de actuación local. Sin embargo, destaca la sólida presencia de las principales empresas, de forma que los diez primeros operadores concentran algo más de la mitad del mercado.

 

 

Shares

, , , , , ,

Los comentarios están deshabilitados.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This