A vueltas con al externalización

Por Alejandro Lucero, presidente Multigestión Iberia

¿Cuántas veces hemos asistido, o hemos vivido en primera persona una decisión de externalización en nuestra empresa? Imagino que muchas veces, y sobre muy distintas disciplinas, facetas o servicios.

En el Congreso Ecofin, tuve la fortuna de participar en un debate sobre la externalización de nuestros impagados, ocasión como siempre interesante, pero para mi vivencia profesional mucho más, puesto que mi objetivo era presentar, desde Multigestion Iberia SAU,las ventajas que representa dicha externalización sin acudir al ahorro de costes.

Si hasta donde llego, el lector no debe sospechar en una errata de imprenta, sino quizás en una ambicióndialéctica y de razonamiento.

Para ello, decir que cuando se evita la mención expresa del ahorro en costes, no es un recurso comercial, por su inexistencia, nada más lejos de la realidad, ya que se produce con casi toda seguridad, pero lo es por una aproximación didáctica al objeto de inculcar que si el beneficio que se pretende obtener es únicamente dicho ahorro, incluso entiendo que entren dudas al realizarlo.

La externalización por costes ha de quedar, en mi opinión, para aquellas actividades de escaso valor añadido y donde el binomio se simplifica en tenerlas o no tenerlas, o realizarlas o no realizarlas, pero jamás en una actividad clave de nuestra compañía y mucho menos de una actividad que es crítica para incluso nuestra supervivencia.

Si justo por esa razón, a pesar de que hay muchos detractores que consideran que ese tipo de definición le corresponde a lo no externalizable, es mi tesis concreta sobre las verdaderas ventajas de la externalización de nuestros impagados.

En aras de avanzar en los detalles que allí se vertieron, paso a relatar algunos puntos que intentarían definir en su conjunto no tanto las ventajas, sino más bien la necesidad de contar con un partner para la realización de esas actividades, entre otras son :

  • ¿Cómo se mide la efectividad de mi recobro, si no tengo la referencia de un tercero experto en mi sector y tipo de deuda?
  • ¿Cómo se mantiene actualizado mi equipo de recobro, si solo se dedica al mío con la ecuación volumen/tiempo de mis propios ciclos económicos?
  • ¿Cómo estoy seguro que aplico las técnicas que dan el resultado óptimo sin dañar relaciones mercantiles, ni por supuesto mi imagen, si solo tengo mis datos y mi práctica para obtenerlo?
  • ¿Cómo consigo dedicar el equipo necesario y eficiente en una actividad cuyo volumen es variable por naturaleza y toda mi organización trata de que su objetivo es reducirlo constantemente?
  • ¿Cómo bato a mi competencia también en esta actividad si no tengo ninguna referencia de su efectividad?
  • ¿Cómo genero empatía / atractivo de inversión en mi propia compañía para prepararme en inversiones de todo tipo en los ciclos en los que mis volúmenes de impagados no permiten tales inversiones? ¿ah, ya, los genero, cuando mis volúmenes ya son altos, y lo justifican, pero no es un poco tarde para hacerlo?
  • ¿Como premio, retengo a mis mejores profesionales de resultados contrastados en Recobro, si todos los objetivos de la Compañía se basan en su reducción y por ende eliminación?
  • ¿Cómo consigo después generar apetito inversor para una futura veta de mi Cartera de Fallidos o Morosos, si no soy capaz de generar ninguna medida o dato por un tercero?

Probablemente hay otras veinticinco preguntas que el autor considera que su respuesta/ pensamiento le hacen llegar a la conclusión que sin una externalización de nuestro recobro, estaremos en disposición de inferioridad respecto de aquellos que si lo hagan,y esas deben ser las auténticas razones para proceder a la externalización de estos servicios, para después gozar, como no podía ser de otra manera de una fantástica reducción de costes variables adicionales, que todavía cierran más aún el ciclo de la decisión.

 


Shares
Los comentarios están deshabilitados.

Pin It on Pinterest

Shares
Share This